INC rinde homenaje a la bibliotecóloga Elisabeth Zilz – INC

INC rinde homenaje a la bibliotecóloga Elisabeth Zilz

Sep 07, 2012 by INC_admin Category: Últimas 0 comments


El Instituto Nicaragüense de Cultura (INC), la Asociación Nicaragüense de Bibliotecarios y profesionales afines (ANIBIPA) y pobladores de la comunidad “Los pocitos” se reunieron en el Teatro Nacional Rubén Darío Salón de los Cristales para rendir homenaje a Elisabeth Zilz por su noble labor de enseñar a los más pobres, necesitados y desprotegidos.

Durante la ceremonia amenizada por la orquesta sinfónica Rubén Darío rindieron homenaje con música nicaragüense como “Flor de Pino” y “Nicaragua – Nicaragüita”.

Madeline Mendieta, Directora de la Biblioteca Alemana-Nicaragüense, al recibir el pergamino de reconocimiento de manos de la Directora General del INC, Vilma de la Rocha, decidió entregarlo a todo el equipo de trabajo que siempre estuvo al lado de la ilustre  Elisabeth Zilz, pese a las circunstancias generadas por el clima, la salud, la economía y factores externos.

“Elisabeth merecía ese reconocimiento por su noble labor de llevar a las comunidades la mejor herencia del conocimiento y la sabiduría”, dijo Mendieta

La bibliotecóloga logro un aporte materializado en el Bibliobús “Bertolt Brecht”, el Taller de Encuadernación, la Biblioteca Alemana-Nicaragüense y labores humanísticas que han dejado un legado para las futuras generaciones.

Vilma de la Rocha, Directora General del INC, manifestó que Elisabeth quedó motivada a ayudar a los nicaragüenses desde su primera visita al país, adquiriendo tres mil libros de geografía, historia, clásicos, astronomía  entre otras temáticas para llevar conocimiento a las comunidades más pobres.

“Esta mujer ejemplar trabajó en la construcción  de un refugio para personas de escasos recursos, por los que siempre se intereso para que aprendieran a leer y seguir adelante con sus estudios”, dijo la Directora del instituto.
 
La compañera de la Rocha, dio lectura al acuerdo administrativo del Instituto Nicaragüense de Cultura dando el nombre de “Elisabeth Zilz” al taller de encuadernación de la Biblioteca Nacional Rubén Darío.

Eda Pérez, Responsable de la Biblioteca Pública de Niquihomo, aseguró que en las visitas de Elisabeth  cada quince días a la comunidad “Los Pocitos” los niños se sentían felices cuando les llevaba el pan de la enseñanza. Además de regalos como mochilas y uniformes para la escuela.

“Lean y estudien porque leer es bueno”, decía Elisabeth cuando llegaba a las comunidades. “Todavía la recordamos como si fuera hoy. Era muy especial”, afirmó Pérez

Darling Vallecillo, Presidenta la Asociación Nicaragüense de Bibliotecarios y profesionales afines (ANIBIPA), mencionó que Zilz aún no se ha marchado de este mundo sino que vive en los corazones de cada persona que aprendió a amarla y respetarla.

“Las labores altruistas forman a grandes mujeres y hombres”, dijo la compañera Vallecillo
 
El triunfo va de la mano con la sabiduría

Los pobladores de las comunidades recuerdan a la Bibliotecóloga  como una mujer que siempre pensaba en crecer intelectualmente, no haciendo excepción de personas.

Deybi Cuaresma, bibliotecólogo, siempre estuvo 23 años a la par de Elisabeth en rincones donde no había acceso, organizaban el bibliobús y hacían el llamado a todos los niños para que llegarán a leer los cuentos que en un mañana les serviría para cimentar el hábito de lectura.
 
“Agradecemos a la compañera Vilma por esta oportunidad ya que nuestra amiga realizo un gran trabajo. Siempre vivirán sus obras y sus palabras en nuestros corazones”, comentó

Para Cuaresma el principio de la inteligencia y la formación de futuro es aprender a través de los libros y quienes viven en comunidades alejadas también son personas que merecen conocer y prepararse para enfrentarse a los vaivenes del mundo social. 
 
Reseña de Elisabeth

Elisabeth con más de 25 años de recorrer las carreteras de Nicaragua en un autobús particular, nunca dejo de llevar el pan de la enseñanza aún después de jubilada en su Alemania natal.

Quienes la conocieron certifican que esta mujer con más  de 90 años, tenía la fuerza y la voluntad de continuar con sus proyectos los que inicio un poco antes de 1980. Cambio la vida de los privados de libertad y de niños  de escuelas comunitarias, donde tener un libro es un lujo.

Ya no andaba en aquella vieja buseta traída de Alemania, sino que se transportaba en un camión que al ingresar en su interior parece una especie de biblioteca muy pequeña.

Lo más importante para Elisabeth Zilz es que los libros sirvieran de lámpara para cambiar la vida de muchos.

Gracias a la alemana, Zilz, fundadora del Bibliobús “Bertolt Brecht” y la Biblioteca Alemana-Nicaragüense, cuatro libros son leídos por cada 160 usuarios al día logrando en un día hasta 240 personas consultan libros con diversas temáticas.

Leave a Comment!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *